» Las nuevas técnicas de diálisis reducen mortalidad y abaratan costes al SNS Las nuevas técnicas de diálisis reducen mortalidad y abaratan costes al SNS | ALCER

Fenin publica un informe en el que se respalda e impulsa la atención domiciliaria con estas tecnologías
A día de hoy, unos 50.000 pacientes españoles son tratados con técnicas de diálisis, y la vida de casi 30.000 de ellos depende de estas tecnologías. Así lo indica un informe de Ernst & Young impulsado por la Federación Española de empresas de Tecnología Sanitaria (Fenin), según el cual la innovación en este campo permite reducir la mortalidad de la enfermedad crónica renal, mejorar la calidad de vida de los afectados y abaratar los costes que genera esta patología, que es la sexta causa de muerte en España (según la Organización Mundial de la Salud).

Concretamente, según ha indicado Margarita Alfonsel, secretaria general de Fenin, el empleo de técnicas innovadoras como la hemodiafiltración en línea ha reducido la mortalidad global un 30 por ciento, mientras que la hemodiálisis domiciliaria ha generado un descenso del 13 por ciento del riesgo de muerte del paciente renal.

Gracias estas y otras innovaciones se ha podido reducir un 43 por ciento las acciones de Enfermería, liberando a estas profesionales para otras labores. Además, los avances en software y en sensores están conduciendo a “una individualización y personalización de los tratamientos”.

Pero también hay ventajas en el campo de la gestión presupuestaria. Según el informe, los dializadores con membranas sintéticas de última generación han permitido reducir un 14 por ciento la administración de ciertos fármacos como la EPO, lo cual lleva a un ahorro anual de 7,8 millones de euros.

Esta cifra aumenta a 30 millones anuales en el caso de la diálisis peritoneal, si esta técnica se empleara en al menos un 30 por ciento de los pacientes en diálisis. Además, la innovación en técnicas domiciliarias como esta podría conllevar una reducción del gasto en cada tratamiento del 4 por ciento (que es lo que supone el coste del transporte sanitario).

De hecho, María Dolores del Pino, presidenta de la Sociedad Española de Nefrología (SEN), apuesta por la domicialización de la diálisis, puesto que “es escasa en nuestro país a pesar de que permite conciliar el tratamiento con la calidad de vida del paciente y un descenso de los costes”.

La nefróloga ha hecho estas declaraciones durante la presentación del informe, en la que Juan Carlos Alcolea, presidente del Sector de Nefrología de Fenin, ha lamentado que “no hay simetría en la aplicación por comunidades autónomas de los tratamientos de diálisis”.

Jesús Ángel Molinuevo, presidente de la Federación Nacional de Asociación (Alcer), se ha mostrado de acuerdo con esta cuestión: “Todas las prestaciones deben estar disponibles para todos los pacientes, independientemente del lugar”, ha aseverado.