» La violación de la privacidad de las personas con discapacidad conduce a la discriminación La violación de la privacidad de las personas con discapacidad conduce a la discriminación | SERVICIO INTEGRAL DE EMPLEO

La violación de la privacidad de las personas con discapacidad puede conducir al ostracismo social y a la discriminación, según advirtió este viernes el director de la Agencia Europea de Protección de Datos, Leonardo Cervera, durante una jornada organizada por Inserta Empleo y la ONCE en Palma de Mallorca.

En la jornada ‘Discapacidad, empleo y privacidad’, el representante europeo impartió una conferencia titulada ‘Discapacidad, inserción laboral y protección de datos en el contexto de la Unión Europea’. En su intervención puntualizó que “en el ámbito de la inserción laboral, la garantía de la privacidad resulta aún más importante puesto que, con independencia de lo que pueda disponer la ley, la contratación de una persona con una discapacidad depende a menudo de la información a la que pueda acceder el empleador”.

“Por lo tanto, si Internet puede desnudar a las persona a los ojos del empleador, las oportunidades de inserción laboral de las personas con discapacidad se reducen drásticamente, por lo que el respeto a la privacidad puede ser la diferencia entre una vida social plena y la discriminación”, añadió.

Además, Cervera subrayó que “el tratamiento masivo de los datos personales por instituciones públicas y privadas está erosionando peligrosamente la privacidad de las personas. Los ciudadanos se ven sometidos a una vigilancia permanente cuando se relacionan en las redes sociales, hacen sus compras en línea o ven sus programas favoritos en la televisión inteligente sin ser conscientes de lo que los gigantes del Internet pueden hacer con la información sobre sus hábitos de consumo o sus tendencias políticas”.

En su opinión, “la pérdida de la privacidad se convierte así en una de las externalidades de la digitalización de nuestra sociedad, algo que puede resultar extremadamente nocivo para las personas en el medio o largo plazo. La emisión masiva y descontrolada de datos personales en Internet puede hacer nuestra vida digital irrespirable en muy poco tiempo”.

En este sentido explicó que para la Unión Europea, la defensa de la privacidad de sus ciudadanos es una prioridad. Por ese motivo, adoptó un nuevo reglamento de protección de datos que entrará en vigor el mes de mayo de 2018 que establece unos estándares de protección muy superiores a los existentes en cualquier otro lugar del mundo.

La Unión Europea exige a las empresas que operen en Europa, con independencia de si tienen su sede en la Unión Europea o en terceros países, no ya sólo que respondan a los deseos de privacidad de sus clientes sino que se anticipen a posibles accidentes, desarrollando sus productos y aplicaciones teniendo en cuenta su posible impacto sobre la privacidad de las personas.

En el acto también intervinieron el delegado territorial de la ONCE en Baleares, Josep Vilaseca, y la directora general de Inserta Empleo, Virginia Carcedo, que indicó que “el empleo y la protección de datos es un binomio muy delicado por el que siempre ha velado Inserta, al igual que por el resto de derechos de las personas con discapacidad. La protección de datos permite a los usuarios controlar el nivel de información que quieren ofrecer, algo que desde Inserta se respeta con escrúpulo”.

Inserta Empleo mejora las oportunidades laborales de las personas con discapacidad a través de un completo proceso de formación adaptado a las necesidades específicas de cada una de ellas. Esta atención personalizada también permite, a través de itinerarios integrados de inserción sociolaboral, que el empresario descubra en un entorno de diversidad nuevos talentos que, además, aportan a la entidad un ejemplo de actuación responsable como referente para otras compañías. La entidad tiene además una amplia red de contactos y vínculos con organismos internacionales y europeos.

Esta jornada se enmarca en los programas operativos de Inclusión Social y de la Economía Social (Poises) y de Empleo Juvenil (POEJ), que está desarrollando Fundación ONCE a través de Inserta, con la cofinanciación del Fondo Social Europeo y la Iniciativa de Empleo Juvenil, para incrementar la formación y el empleo de las personas con discapacidad.