Día Mundial del Riñón

Profesionales sanitarios y pacientes reclaman un plan nacional con medidas que ayuden a prevenir y diagnosticar precozmente la enfermedad renal, que afecta a siete millones de españoles

Promoviendo la
igualdad en el acceso
a la atención sanitaria

Piden un mayor esfuerzo para darle visibilidad a esta patología que ya afecta ya al 15% de la población española, y que en pocos años, de seguir su ritmo de crecimiento actual, tendrá un tercio de las personas mayores de 65 y se convertirá en será la segunda causa de muerte en nuestro país.

Además de nuevas estrategias de prevención y diagnóstico precoz, solicitan otras medidas esenciales para avanzar en la mejora del tratamiento y la calidad de vida de las personas con ERC, como seguir fomentando el trasplante renal a través de donante fallecido y donante vivo y potenciar más las terapias de diálisis domiciliaria, que proporcionan importantes beneficios clínicos a la vez que mejoran la autonomía y la calidad de vida de los pacientes.

Descargar cartel en formato PDF 
Descargar folleto informativo: ¿Sabias qué?
Descargar folleto informativo: Factores de riesgo 

 

 

El insuficiente compromiso político y sanitario mundial sobre las enfermedades renales

Por último, la pandemia del COVID-19 ha agravado el ya insuficiente compromiso político y sanitario mundial con respecto a las enfermedades renales.

Con demasiada frecuencia se percibe erróneamente que las enfermedades renales se deben a malas elecciones de estilo de vida, los déficits de políticas se ven agravados por la asignación de fondos insuficientes de salud pública que se centran en la gestión y no en la prevención, y solamente con respecto a algunas de las enfermedades renales reconocidas: enfermedades cardiovasculares, cáncer, diabetes y enfermedades respiratorias crónicas.

Sin embargo, se calcula que el 55% del lastre mundial que suponen las enfermedades renales es debido a enfermedades ajenas a este grupo, como las renales. Además, el lastre de estas cuatro ENT más favorecidas se amplifica en presencia de la enfermedad renal, a menudo coexistente. Se necesitan urgentemente políticas de salud pública que reflejen mejor las oportunidades de las estrategias preventivas y la importancia tanto de la magnitud como de los aspectos sinérgicos de la enfermedad renal como parte del lastre de las enfermedades renales.

El Día Mundial del Riñón es una campaña que se realiza a nivel mundial para la prevención y la detección precoz de la enfermedad renal crónica.

Z

Importancia del cuidado

10% de la población mundial: está afectada por enfermedad renal crónica (ERC)

Z

Factores de riesgo

Más de 2 millones de personas en todo el mundo: reciben tratamiento con diálisis o un trasplante de riñón

Z

Alimentación adecuada

Muchas personas más necesitan tratamiento pero no lo reciben

Z

Controla tu peso

Ser diagnosticado con enfermedad renal puede ser un gran desafío

Z

Hidratación adecuada

El «status quo» actual en el manejo y tratamiento de la enfermedad renal

Z

Prohibido Fumar

Viviendo bien con la enfermedad renal

Salud renal para todos

El Día Mundial del Riñón es una campaña de sensibilización dirigida a la población general para dar a conocer la importancia de cuidar nuestros riñones

III Carrera Solidaria del Día Mundial del Riñón en Madrid

La III Carrera Solidaria del Día Mundial del Riñón se celebró de forma presencial y virtual y está organizada por La Sociedad Española de Nefrología S.E.N. y la Fundación Senefro, con la colaboración del Ayuntamiento de Madrid, bajo la dirección técnica del área de eventos de la revista SPORT LIFE del grupo SportLife Ibérica, S.A. La carrera presencial se disputó el domingo 10 de marzo. La salida de la carrera tuvo lugar a las 10 horas en el Parque Juan Carlos I.

Estilos de vida cardiosaludables

La alimentación y los estilos de vida cardiosaludables que incluye una dieta equilibrada baja en grasas saturadas y rica en fibra, una ingesta adecuada de agua, evitar exceso de azúcares y sal, realizar ejercicio físico moderado y continuado, evitar el estrés y mantener las horas de sueño necesarias son las principales recomendaciones.